AQUÍ NO HAY CASA, VAYA VAYA…

¡Buenos días, tetes!

Ya estamos en el ecuador de la semana, a primeros de diciembre y final de año. En 2 días vienen mis padres, en 11 haré 7 años con Victor, en 16 estaré viajando a España y en poco más de un mes, ya estaré volviendo a Stuttgart y pensando en lo rápido que pasa el tiempo. ¡Qué remedio!

Por eso siempre os digo que si no estáis haciendo nada por las Españas, las Alemanias tampoco están tan mal. Nunca será lo mismo, pero oye, al menos hay trabajo.

De hecho aquí, a diferencia de lo que ocurre en nuestro país, el verdadero problema es encontrar una casa. Mi novio, sin ir más lejos, tardó en encontrar la nuestra, nada más y nada menos que dos meses. Pero claro, eso es porque “¡Vente pa Alemania, tete!”, aún no existía.

Para que entendáis por qué es complicado, expondré los motivos que yo considero más obvios:

-Escasean: Hay pocas casas para tanto inmigrante. Aquí no afectó la burbuja inmobiliaria y se nota. No se advierte un exceso de ladrillo en las ciudades (ya me entendéis) sino todo lo contrario. Pocas casas, bajas y generalmente de estilo tradicional.

-De precio elevado: los precios de los alquileres (exceptuando Berlín) os van a parecer caros, si venís de una ciudad pequeña. Además, muchos de los alquileres se gestionan a través de agencias. De modo que al precio del alquiler a veces hay que sumarle la comisión de la agencia, la fianza, o un extra por la cocina (en el caso de que la haya).

-Están sin amueblar: Lo normal es buscar casas amuebladas, porque por lo general pensamos que nuestra estancia va a ser temporal y en ocasiones ni tan siquiera tenemos claro si nos quedaremos más de unos meses. Pero por desgracia, generalmente si queremos una casa entera, lo más normal es que la encontremos vacía y por lo tanto haya que preocuparse de amueblarla.

–Expectativas demasiado elevadas. Queremos vivir en una casa grande, céntrica, con ascensor, en la que se puedan meter perros, con vecinos jóvenes, un súper en la esquina…Es un ejemplo para que entendáis, que si a la poca oferta, le añadimos, que nuestro listado de exigencias es bastante extenso, entonces encontrar algo, se convierte en un trabajo de chinos.

–Entrevistas. Hay que hablar alemán o inglés (si tenéis suerte) para tratar directamente con los caseros. A veces exigen un periodo mínimo, una nómina para asegurarse de que estáis trabajando, etc. Y cuando se trata de pisos compartidos, algo tan tonto como el hecho de que os guste más el indi que el heavy, puede ser el motivo de que te escojan o no como compañero. Así se las gastan los alemanucos.

Mis consejos, por tanto son:

  • Que busquéis la casa antes de venir. Principalmente a través de páginas de españoles de Facebook, ya que ahí se cuelgan de vez en cuando anuncios y si entráis para sustituir a otros compatriotas, os ahorraréis pasar cualquier entrevista, y podréis negociar los muebles o con suerte os los regalen. También podéis echar un ojo a www. immobilienscout24.de o consultar de vez en cuando el apartado de “kelis” de mi blog.
  • Que alquiléis una habitación en una WG (piso compartido), si venís solos. Es una forma perfecta de conocer gente, y os ahorraréis dinero y demás quebraderos de cabeza.
  • Que reduzcáis vuestras exigencias. No os preocupéis de tener un ascensor o una plaza de garaje (todo un lujo) o de vivir en el centro. Preocupaos más de que la vivienda esté bien comunicada, que viene a ser al final lo más importante. Si tenéis una parada de metro (Ubahn o Sbahn) o bus cerca de casa, que además os dejé en el centro en pocos minutos, habéis triunfado.
  • Que no rechacéis una casa por no estar amueblada. Ya que, por experiencia os digo que hay mil y una maneras de amueblar barato o gratis (de ésto hablaré otro día).

Si superáis esto, ya tenéis lo más difícil hecho y lidiar con el alemán os va a parecer pan comido.

¡Espero que ésto os haya servido! Aquí os dejo algunas fotos de nuestra casa. 😉

IMG_20140926_155221 IMG_20140926_155053   IMG_20140926_155310

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s